Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes al tema Los Cinco cubanos.

Antonio Guerrero, uno de los Cinco cubanos: quien considera que Cuba sea una pequeña luz, debería desear el cambio en su propio país

20150526034054-tony2.jpg

«Como dijo nuestro héroe revolucionario José Martí: “Un principio justo, desde el fondo de una cueva, puede más que un ejército”; y por un período nuestras celdas, en los Estados Unidos, eran en práctica unos huecos. Pero nosotros siempre fuimos determinados, nunca débiles. Hasta cuando pensábamos que quizás pudiéramos morir en prisión. No pudimos traicionar un pueblo que resistió a todas las agresiones». Antonio Guerrero, uno de los Cinco héroes cubanos («los 5»), ingeniero, poeta y pintor, relató en Roma, en un evento organizado por la Asociación Nacional de Amistad Italia-Cuba y la Embajada de Cuba en Italia, entre los aplausos, su larga reclusión, por una sentencia de condena por espionaje excesivamente injusta: los Cinco sólo trataron de proteger Cuba de las actividades terroristas estadounidenses que colmaron la historia de los dos países. 

Ya, la historia: Antonio, que repitió más que una vez que representa los Cinco pero también es uno de los once millones de cubanos, explicó: «la historia de mi país está llena de acontecimientos importantes, quizás lo que pasó a nosotros Cinco no es tan grande como lo que hicieron nuestros médicos en Sierra Leona mientras luchaban contra el Ebola», y precisó: «un nuestro médico me contó que los de los otros países les dejaron a los cubanos las situaciones y los casos más difíciles». «Ya hace años el presidente norteamericano Barack Obama dijo que las decenas de millares de médicos cubanos que salvaron vidas en las situaciones más desesperadas estuvieron entre los papeles vencedores de Cuba y perdedores por el EE.UU.». «A solos 90 millas del imperio que amenaza de llevar el mundo a la catástrofe, la revolución continúa, Cuba resiste y sigue escribiendo páginas importantes. Y todo eso demuestra que un mundo mejor es posible».   

El caso de «los 5» sensibilizó muchas personas. Pero por ejemplo los estadounidenses supieron algo de los Cinco solo cuando los solidarios de muchos países compraron una página publicitaria en el New York Times. «El pueblo estadounidense –y no sólo– vive desinformado, vive en otro mundo. Es que los grandes medios de comunicación y las cabezas “pensantes” en muchos lugares del mundo buscan, por sus intereses, que el ser humano sea egoísta. Pero una vez más, recordamos a José Martí: “El verdadero hombre no mira de que lado se vive mejor, sino de que lado está el deber”; esta es una de las grandes batallas de la humanidad. Nuestro héroe también dijo: “La muerte no es verdad cuando se ha cumplido bien la obra de la vida». 

Antonio Guerrero, agradeció quién luchó por la liberación de los Cinco cubanos antiterroristas («la primera manifestación de solidaridad pública la tuvimos en la celda, al regreso de las terribles sentencias; todos los presos aplaudieron y nos animaron»), exhortó a los partidarios de Cuba para que actúen por el cambio en su propio país: «Si usted ve Cuba como un pequeño faro que hace la diferencia en el mundo, cada uno de vosotros debería tener el deseo que el país en el que viva sea diferente. La lucha no puede estar en un solo lugar. Nosotros tenemos pocos recursos, ustedes tienen mucho más. Pero la puerta de la esperanza está abierta». 

Guerrero habló del presente y del futuro de los Cinco en el contexto de la Cuba de ahora. «No sé qué haremos, lo importante es hacer las cosas con amor y por el bien de todos. ¡Hay mucho que hacer, no logro imaginar cómo hay personas que se despiertan en la mañana y no piensan en todo eso! Y siempre para citar a Martí: “Mientras haya algo que hacer, un hombre entero no tiene derecho a reposar”. Y también: “La mejor forma de decir es hacer”…lo cierto es que nosotros hablamos muchos, por todas partes, ¿hasta cuándo daremos conferencias?…» 

La actualidad está llena de dudas, aparentemente confundida. «Ahora los medios de comunicación occidentales hablan mal más de Venezuela que de Cuba. Tenemos que apoyar la revolución en Venezuela, y estudiar el pensamiento de Hugo Chávez». Los Cinco fueron invitados a Caracas por el presidente bolivariano Nicolás Maduro. Antonio cuenta: «La visita nos ha hecho entender la complejidad, los desafíos y los éxitos de la revolución encaminada en el 1999. Venezuela tiene derecho a decidir sobre su propia suerte, sin injerencias. ¡Siempre estaremos con la Revolución Bolivariana!». Guerrero también narró que fueron a visitar un barrio, que antes de la Revolución Bolivariana, como muchos otros, estaba en una situación de total miseria. El rescate está en curso, también con la ayuda de la misión médica cubana, en el cuadro de la colaboración fraterna entre los dos países. Sobre el acercamiento a los Estados Unidos, y sobre los eventuales peligros, contestando a una pregunta del público, Guerrero fue claro: «El capitalismo no es la solución por los problemas de este mundo. Nosotros decimos que tal como acabaron los demás imperios, quizás un día acabará esta pesadilla, pero hasta aquel momento no será posible una política totalmente honesta y justa con Cuba y con los otros países. Para sustentar el estilo de vida en los Estados Unidos, ellos necesitan dominar otros países por la fuerza. En el pasado, vimos lo que hicieron a Cuba, ahora los mecanismos son otros. Los EE.UU. se dieron cuenta que estaban perdiendo oportunidades. Ahora tratan de introducirse en la nueva abertura. Y lo están haciendo con un cálculo bien preciso». Además, hasta lo declararon Obama y la Clinton: «a pesar de las buenas intenciones, nuestra política de décadas de aislamiento sólo reforzó el régimen de los Castro en el poder». Está muy claro. 

Pero, Antonio Guerrero continuó, «nosotros los cubanos no somos idiotas. A lo mejor alguien piensa que los jóvenes cubanos tengan menos conciencia, menos sentido histórico. Pero todo esto vale también por la juventud italiana» (quisimos decir a Antonio: “¡mucho más!”), «los tiempos cambiaron, pero yo encontré ya varias veces a los jóvenes cubanos y puedo decirlo: las jóvenes generaciones pasaron en Cuba momentos económicos muy difíciles –en el período especial– pero siguen defendiendo a la Revolución. Tienen la responsabilidad de suceder a la generación histórica de la Revolución, y serán ellos a defender el futuro de Cuba. Estoy seguro que ellos conocen el monstruo. Estamos preparados. Y ahora nuestros jóvenes también están en Nepal a ayudar a las víctimas del terremoto. Ésta es la juventud cubana».    

Sin embargo, le preguntamos por il AntiDiplomatico y por Radio Habana Cuba, a pesar del compromiso político y moral de los cubanos, ¿no se perfila el peligro de una invasión del consumismo, por la visita de millones de turistas estadounidenses y los demás aspectos del acercamiento si se cae el bloqueo? ¿No será el consumismo a derrotar los ideales de la Revolución Martiana, que es también bastante extraterrestre en este mundo? ¿Antonio, después de muchos años de ausencia, cómo encontró a Cuba? Respondió: «en 24 años el mundo cambió. También Cuba cambió. El consumismo no existe en Cuba. Nosotros tenemos el desafío de satisfacer las necesidades de las personas, no tiene nada que ver con el consumismo. Hay que estar en Cuba y confrontarla con otros países. Tenemos que dar más al pueblo. Producir más. Eliminar la doble moneda. En el mundo de hoy nadie puede huir a la pobreza. Y quién tiene el consumismo tiene más problemas, hay más diferencias. Tienen de todo, incentivan la gente a comprar y la gente se siente cada vez más frustrada. Nosotros estamos trabajando para mejorar el nivel de vida de las personas, principalmente después del período especial.  En Cuba no hay consumismo. Hay más posibilidades, para comer y para todo. Y queremos que llegues a todos. Todo eso es lo que percibo, después de 24 años de ausencia». ¿Por lo tanto no hay ningún peligro de invasión? « No hay peligro. No hay peligro. No hay peligro». 

de Marinella Correggia 

traducción: Ida Garberi

de www.lantidiplomatico.it

foto: Asociación Nacional de Amistad Italia-Cuba

Gerardo Hernández: el único logro del bloqueo contra Cuba es que no tenemos relaciones diplomáticas con Micronesia

20150509014408-gerardo-hernadez.jpg

 

Ida Garberi*

“La palabra más importante en el lenguaje de la clase trabajadora es solidaridad”

 Harry Bridges

“Gracias hermanas y hermanos de todo el mundo, sepan que cuando decimos gracias no es un acto formal, en el fondo de nuestros corazones sabemos que si estamos aquí se lo debemos en buena medida al esfuerzo de compañer@s de todo el mundo que no descansaron hasta vernos aquí, como ustedes”, así Gerardo Hernández comenzó las palabras de agradecimiento en el Encuentro Internacional de Solidaridad con Cuba, que contó con la participación de cerca de dos mil sindicalistas, el 2 de mayo, en el Palacio de la Convenciones de La Habana.

Como parte de las actividades por el Día Internacional de los Trabajadores, hace más de una década que la capital cubana recibe la solidaridad mundial, que este año tenía una motivación especial para estar de fiesta: el regreso de los Cinco cubanos.

Los Cinco fueron arrestados por autoridades estadounidenses en 1998 y sentenciados en un proceso amañado a desproporcionadas penas por alertar de acciones violentas impulsadas contra Cuba desde suelo norteamericano por grupos terroristas.

Entre los participantes al encuentro, conversé con algunos y algunas para poder captar las emociones que provocó esta victoria solidaria de la lucha mundial contra el imperio y la participación al Desfile del Primero de Mayo.

Medea Benjamín, activista estadounidense, cofundadora de CODEPINK y de la organización internacional en defensa de los derechos humanos Global Exchange, que por primera vez está en la isla en esta fecha, me dice que su impresión sobre el Primero de Mayo, fue muy alegre, “la gente tiene mucho interés de hablar con nosotros, tiene muchas ganas de poder relacionarse con ciudadanos de Estados Unidos”. “Es bueno lo que está pasando entre los dos países, pero todavía falta mucho por hacer. Hoy en día es más fácil viajar a Cuba desde EE.UU., pero todavía no somos libres turistas como son los ciudadanos del mundo”. “Tuvimos un encuentro en la Oficina de Intereses de Estados Unidos en La Habana y vimos que de verdad están trabajando para abrir una embajada en Cuba, pero cuando hablamos con el pueblo cubano que trabaja en cooperativas o que se ocupa de la economía, nos dimos cuenta de todas las trabas económicas que el bloqueo contra Cuba, completamente vigente, les impone, por dar un ejemplo, en la compra de materias primas”.

“Además Obama aprueba que nuestra reputación tenga una mancha enorme: no solo tenemos ocupado terreno cubano para construir una prisión en Guantánamo, sino también allí torturamos, detenemos a las personas sin un proceso justo. Así que seguiremos al lado de los cubanos en la lucha para quitar el bloqueo, para cerrar la base naval de Guantánamo y restituir el territorio a la isla”. “Como último quiero decir que para mí fue una tremenda alegría ver a los Cinco con sus familias, una victoria de la resistencia del pueblo cubano y de la solidaridad mundial. Sinceramente su liberación me sorprendió positivamente, pensé que la lucha iba a durar muchos años más, entonces estoy doblemente feliz”.

Tamara Hansen, profesora canadiense y coordinadora de las Comunidades de Vancouver en Solidaridad con Cuba, me cuenta que es su tercer viaje en Cuba por el Primero de Mayo, pero cada vez recibe una nueva inspiración, tremendamente positiva, para seguir adelante en la lucha contra el bloqueo y el cierre de Guantánamo. “El regreso de los Cinco representa para mí una gran victoria, no te escondo que todo mi grupo cuando vio el video de tres de los Cinco bajarse del avión en Cuba empezó a llorar de felicidad y ahora poderlos abrazar, ¡fue maravilloso!”.

José Asunción Martínez, de la comunidad indígena hondureña del COPINH,  es la primera vez que está en Cuba por un Primero de Mayo, se siente muy entusiasmado y afirma que es un deber por las personas con dignidad apoyar la lucha del pueblo cubano. “Poder abrazar a los Cinco de regreso en la patria fue un sueño hecho realidad, uno de los momentos más feliz de mi vida”. Quiero recordar que el COPINH está de fiesta y lleno de orgullo también porque hace pocos días una de sus lideresas, Bertha Cáceres recibió el premio Goldman, uno de los más prestigiosos del mundo para ambientalistas. Su campaña logró que el gigante chino Sinohydro y el Banco Mundial abandonaran su respaldo a un polémico proyecto hidroeléctrico. 

Según Wafika Ibrahim, Coordinadora del Comité Libanés de Solidaridad con los Cinco, este viaje a Cuba fue el más emocionante de todos, hasta mejor que su primero encuentro con el país caribeño, en diciembre de 1980. “Fue maravilloso para mi ver a los Cinco dirigir el desfile del Primero de Mayo, seguidos por su pueblo entusiasta, que no se paró tampoco cuando empezó a caer la lluvia, fue imperturbable, queriendo reafirmar una vez más su adhesión a la Revolución cubana. Regreso a mi país con esta energía inmensa en el corazón, para seguir la lucha con más fuerza contra el sionismo, que continua matando a mi pueblo sin piedad”. “Constantemente nos hace falta respirar la resistencia del pueblo cubano, que siempre nos apoyará en la lucha y le agradezco por marcar la diferencia perennemente”. “Además, abrazar a los Cinco me hizo llorar a cántaro, creo que son hombres fuera de serie. Pero resulta que estoy convencida que cualquier cubano o cubana son fuera de serie cuando los y las ponen de frente a un reto: cada uno o cada una saldrán grande y victorioso”.   

*corresponsal en La Habana de Cubainformación

 

08/05/2015 19:44 Ida Garberi Enlace permanente. Los Cinco cubanos No hay comentarios. Comentar.


Los Cinco son mi Moncada

20150108022228-concierto-silvio-los-cinco-2.jpg

Ida Garberi*

 

“Soy feliz, soy un hombre feliz, y quiero que me perdonen, por este día

 los muertos de mi felicidad”

Silvio Rodríguez-Pequeña serenata diurna

 

Cuando el 17 de diciembre de 2014, en el televisor, vi bajar de las escaleras del avión Gerardo, Ramón y Antonio no pude creerlo, la felicidad inundó mi alma y casi pensé que estaba soñando, que no podía ser real. Es imposible describir todos los sentimientos que pasaron por mi cuerpo…Pensé en seguida en las familias, en las esposas, en el momento del reencuentro, manos entre manos, besos dulces y enérgicos…después respiré hondo y entre las lágrimas de felicidad me di cuenta que la justicia, por una vez, había ganado.

Un momento después una pequeña tristeza puso una sombra en mi corazón, pensé en todos aquellos y en todas aquellas que no pudieron ver con vida este maravilloso momento. Fueron algunos y algunas, como siempre me disculpo por no hablar de todos y todas…quien me lee sabe que personalmente mi pequeña sombra en el corazón se llama Celia Hart Santamaría.   

Estoy segura que ella vio todo en el mundo donde ahora nos observa y nos protege, pero no pude evitar ir a llevarle flores, que eran no solos mías, que de atrevida las puse a nombre de Tony y de los Cinco también, que iba a llevarlos a todos conmigo un día, para poderla saludar todos juntos, le conté todas las emociones, le conté lo lindo que son todos los Cinco juntos, que iba a nacer Gema…la alegría que aquel sueño suyo de ayudar Adriana “por control remoto” ya era realidad.

¿Por qué la felicidad nunca está completa?

Regresando a la casa busqué en todos sus artículos…esperaba encontrar una señal y en “La Tierra necesita su Moncada” encontré palabras para este momento que estoy viviendo, cuando Celia percibe, en una víspera del 26 de julio, la presencia de Haydée... “Mi madre me tocó la piel….allí donde a ella le gusta colocarse frente a mí para decirme que respirara, que sintiera, que entendiera la felicidad…. Y terminé por escucharle y la envidié un poco menos por no haber estado con ellos aquel 26 donde ella misma dice ‘fueron los tiempos vividos más felices’”.

Así Celia hizo conmigo ayer, cuando, al fin, logré abrazar a Ramón y Tony en la última actividad de la OSPAAAL, en la UNEAC, “El 5 por lo Cinco”, que se transformaba en “El 5 con los Cinco”.

Fue un lindo resumen sobre la lucha de todos estos años, muy emotivo fue el cuento de Tony de cómo transcurrieron sus horas desde que lo trasladaron para su liberación, el encuentro con Gerardo y Ramón y su llegada a la Patria.

Ramón Labañino- quien ofreció disculpas a los asistentes por la ausencia de Gerardo Hernández que se encontraba al lado de su Adriana, a término de gestación- afirmó “tuvimos miles de sueños, pero este que vivimos hoy en día los superó todos: es el mejor, el más hermoso y este es un lugar especial porque aquí podemos llegar a todos los compañeros, no solamente de nuestro pueblo sino también de la solidaridad internacional para agradecerle su lucha por nosotros”.

Temblé de alegría en el abrazo con Tony, también mi sueño ya era realidad…en ese momento entendí otras palabras de Celia, porque un acto tan sencillo pudiera ser de compañerismo universal…por un momento, gracias a la cercanía de su alma, toqué las estrellas… “No necesitó mi madre leer tratados filosóficos para comprender el sentido de la auténtica felicidad. Lo que nos cuesta a nosotros años de estudio y siglos de controversias estériles, a los verdaderos revolucionarios les basta con el primer aletear de una mariposa en una mañana de verano. Por eso sostengo que sí, que sí son diferentes ellos y nosotros…Los iluminados no miden la vida con los patrones comunes a lo que llamamos felicidad, su métrica es la de las estrellas”(1).

 

 *columnista de Cubainformación

(1) Prólogo del libro “Haydée habla del Moncada” de Celia Hart Santamaría

 

Etiquetas: , , , , ,

07/01/2015 20:22 Ida Garberi Enlace permanente. Los Cinco cubanos No hay comentarios. Comentar.

Los Cinco cubanos… ¡ya está allí!

20140912230129-x-colquio-por-los-cinco-1..jpg

Ida Garberi*

"Devuélveme las estrellas de la infancia, para que pueda emprender, con los pájaros pequeños el camino del regreso, al nido donde tu aguardas”

Mahmoud Darwish

 

Hoy, 12 de septiembre de 2014 hace 16 años que tres de los Cinco cubanos continúan presos políticos en los EE.UU.

Llevo en esta lucha más de diez años, sin cansarme, sin titubear y no solo por mi conciencia, son ellos mismo, los Cinco los que nos regalan sus fuerzas.

Ayer estuve en el primer día del X Coloquio por la Libertad de los Cinco cubanos y contra el Terrorismo y fue como “cargar mis baterías”. En el mundo, es un momento aterrador, entre guerras, contaminaciones, egoísmo y cinismo. A veces, parece que nosotros, “los buenos”, no podemos vencer, que poco a poco el materialismo y el poder destructivo son los que gobernarán el planeta. Pero no, por suerte siempre un rayo de luz nos llega para confirmar que todo no está perdido. En el camino, dejamos compañeras y compañeros…que se trasladaron a un mundo paralelo para protegernos y ayudarnos. Un día como hoy no podemos olvidar quienes lucharon con nosotros hasta su muerte, como Leonard Weinglass, el padre y el hermano de René, las madres de Ramón y Gerardo.  Y como no recordar a mi hermana querida Celia Hart Santamaría, que nos abandonó el 7 de septiembre de 2008, dejando un vacío enorme. Extraño no poder preguntarle nuevas estrategias para la libertad de nuestros hermanos y no poder leer más sus artículos tan iluminantes. No es la primera vez que hablo de ella por tratar el tema de los Cinco…es que su alma no se puede dividir de las de mis hermanos prisioneros políticos, y no puedo permitir que tampoco olvidemos el legado de Celia. Tony la llamaba “mujer ejemplo” y le recordaba una y otra vez que “tu corazón late aquí junto al mío, al nuestro. Sigue escribiendo luchando y amando”.

Pero no pudo seguir, un destino cruel le robó su tiempo… y por eso también hay que sumar más gente, tocar más puertas para lograr la libertad.

Ayer fue un día de energía positiva, yo se que Celia estaba allí, llegó en espíritu al evento, y también todos los delegados que hablaron en la asamblea nos regalaron fuerzas para seguir. No se pongan celosos los otros, pero seguramente la más fuerte y dulce fue Wafy Ibrahim, revolucionaria y coordinadora del Comité Libanés de Solidaridad por la Liberación de los Cinco Héroes, que nos recordó que Palestina y los Cinco tienen el mismo enemigo genocida, que hay que derrotar, por eso nos mostró un video hermoso de un expreso palestino que deseaba la libertad para sus hermanos cubanos y enviaba sus palabras con las olas del mar, esta inmensidad que sana dolores y levanta el alma. Es hermoso ver como un pueblo en lucha, un pueblo que buscan desaparecer de la faz de la tierra sepa acordarse de otros que sufren.

Las lágrimas fueron muchas, pero no de tristeza, sino de amor, como dice mi amiga Karla Lara, cantante hondureña, “yo observaba la escena y me secaba las lágrimas porque tanto amor no me cabe en el cuerpo y se me desborda por los ojos, ¡no se otra forma de explicarlo!”.    

Otro momento muy fuerte fue cuando los hijos de los Cinco contaron como vivieron estos 16 años, estos momentos tan duros que nadie podrá borrar. Aylí Labañino dijo que la frase “¡ya está allí!” es una forma de despedirse de los Cinco, que saben que más temprano que tarde saldrán libre y me pareció muy linda y prometedora. Siempre Aylí, agradeciendo la solidaridad internacional, recordó que ella, para entender como contar sus experiencias con su padre en las charlas por los Cinco, llegó a saber que tenía que quitarse el corazón, ponerlo en las manos de los presentes y así tocar sus almas, tocar las cuerdas emocionales para que interiorizaran el dolor.

Y no solo el dolor, sino las emociones, la fuerza, la resistencia, la moral de estos Cinco hombres: el enemigo yanqui sabe que no tiene la razón, que el proceso fue una farsa, no puede mirar mis hermanos a los ojos.

En el panel de reunión de los parlamentarios, donde se encontraban personas valientes como las asambleístas María Augusta Calle, de Ecuador, y Justa Pérez, de Nicaragua, estaba también Maruchi, la hermana de Tony, que recibió una llamada de él mientras trabajaban. Nunca había escuchado la voz de Antonio en vivo, nunca había tenido el privilegio de percibir su fuerza y alegría mientras agradecía por el trabajo de la solidaridad… una vez más son ellos mismos, los Cinco, los que nos alientan, los que nos hacen latir más rápido el corazón y principalmente, nos comprometen.

¿Y como no comprometerse cuando, después de escibirle a Tony que estaba en la sala y había escuchado su voz, el mismo afirmó: “Si hubiese sabido que estabas allí te hubiera saludado directamente”?

Y termino con Celia, una y otra vez: “como ocurre cuando la verdad se tiene por aliada, la comunicación oportuna debe ser nuestra arma de combate. Decirlo, y decirlo en todos los idiomas, y decirlo en canción y en verso y en novela y en música; gritar esta verdad en manera apasionada. ¡Los Cinco deben ser excarcelados!”.      

 *columnista de Cubainformación  

 foto: Ladyrene Pérez/ Cubadebate

12/09/2014 16:52 Ida Garberi Enlace permanente. Los Cinco cubanos No hay comentarios. Comentar.

Gianluca Quaglierini: por Cuba, por los Cinco, por la paz

20140911023824-gianluca-quagliarini.jpg

 

Ida Garberi*

 

"Odio los indiferentes. Creo que vivir quiere decir ser partisanos. Quien viva verdaderamente no puede dejar de ser ciudadano y partisano. La indiferencia es acidia, es parasitismo, es cobardía, no es vida. Por tanto odio los indiferentes." 

Antonio Gramsci 

 

 

En mis caminos de la solidaridad, muchas veces es lindo conocer a personas con quien compartir las esperanzas, con quien tratar de construir un mundo mejor, en nuestro pequeño entorno. No me acuerdo cuantos años pasaron desde la primera vez que me contactó, antes de viajar a Cuba, Maurizio Sandino Cerboneschi, pero desde el primer momento que lo conocí, sabía que era un hermano de luchas. Gracias a él y a su trabajo incansable, pude ponerme en contacto con otros militantes del " Movimento Alta Maremma Libertad por los Cinco", y entre ellos estaba Gianluca Quaglierini. 

 

Gianluca lo conocí en Cuba en noviembre del 2013, cuando vino con un grupo de solidarios internacionalistas, para participar en el IX Coloquio Internacional por la Libertad de los Cinco y decidí hacerle algunas preguntas, justo ahora que con su grupo musical "Animali Domestici" escribió una canción por los Cinco cubanos. 

 

1) ¿De dónde nace el amor por Cuba?  

El amor por Cuba nació de manera casi natural cuando empecé a interesarme en la política. Derecho a la instrucción para todos, derecho a la salud para todos, tutela de los niños: son los valores que están perdidos en  Italia, Cuba sigue defendiéndolos y sobre todo lo logra día tras día. Me gustaría pensar en Cuba sin bloqueo, en una Cuba que pueda tener a disposición los medios que tienen otros países: entonces la esperanza de un mundo mejor se podría realizar de veras. 

 

2) ¿No tienes miedo que alinearte hoy a favor de Cuba en Italia esté fuera de moda, también en la izquierda? 

Yo no creo absolutamente que esté fuera de moda alinearse hoy a favor de Cuba, sino lo creo absolutamente indispensable y necesario. Y más aún hoy mientras te contesto, en el día del cumpleaños 88 del comandante Fidel. 

 

3) ¿Cómo y dónde conociste la campaña por los Cinco cubanos? 

La campaña por la liberación de los 5 héroes cubanos la conocí gracias a Maurizio Cerboneschi, un verdadero compañero, un internacionalista al ciento por ciento, un militante comunista desde hace treinta años. Hablamos del tema durante las reuniones y la cuestión siempre me apasionó mucho, hasta que en noviembre de 2013 participé en el IX Coloquio Internacional por la Libertad de los Cinco, que se hizo en Holguín. Fue una experiencia fantástica. En muchos momentos, tengo que confesar que las lágrimas tomaron la ventaja. ¿Sabes que allí estuve de luna de miel? Fue algo... Como reconocer también que esta causa es mía, es una lucha que es parte fundamental de mi vida privada. En marzo, fui a Londres para participar en el encuentro internacional “Commission of Inquiry into the Case of the Five”. En esta ocasión pude aprender mucho, porque afrontó la cuestión de un punto de vista más técnico. 

 

4) ¿Cómo fue tu viaje a Cuba? ¿Lo consideras una experiencia satisfactoria? 

No quiero repetirme, pero en mi viaje a Cuba pude conocer una realidad de la que sólo había escuchado hablar. Quise ver todo con ojos muy críticos, porque las referencias que tenía eran de compañeros y compañeras comprometid@s. Pude ver una realidad dónde una madre no regaña nunca a su hijo, dónde los niños son felices y sonrientes, dónde el respeto por la mujer es muy fuerte y sobre todo dónde la solidaridad y la humanidad son articulaciones fundamentales. Todo esto, en Italia se perdió, si alguna vez existió. Estas cosas lindas pude verlas en todos los lugares que visité: Holguín, Cienfuegos, Trinidad, La Habana, Artemisa, Santa Clara. Esto significa que no depende del lugar donde me encontraba si no de un sistema cultural que existe. Tuve la esperanza que un mundo mejor es posible, es realizable: porque ya existe. Se llama Cuba. 

 

 

5) ¿Crees que pueda existir concretamente el Comunismo? ¿Si sí, que significa esta palabra para ti? 

Obviamente, creo que el Comunismo puede existir concretamente, más bien su existencia es necesaria y creo que es la única alternativa al sistema económico basado en el capitalismo. El Comunismo significa justicia social, significa abolir la explotación del hombre por el hombre, significa que todos tienen, pero solo lo necesario. 

 

6) ¿Te consideras comunista? 

¿Me considero comunista? Creo que sí, busco aplicar sus principios en mi vida privada y en mi actividad política: vida privada y actividad política que, te recuerdo, se desarrollan en un país fuertemente capitalista. 

 

7) ¿Que representa para ti participar en el proyecto de Rifondazione Comunista? 

 

Creo que Rifondazione Comunista es la única manera de agrupar para realizar lo que creo y para conseguir un cambio en el país en que vivo. Se cometieron errores en los años pasados, errores de los que todavía estamos pagando el precio. Pero no vi nunca a un compañero de Rifondazione Comunista enriquecerse con la política: si acaso, sucedió lo contrario. 

8) ¿Qué haces en la vida? 

Yo trabajo en Piombino y me ocupo de la logística y de la organización de los transportes de S.O.L. (Sociedad Oxígeno Líquido), una empresa que produce gases técnicos por industrias y hospitales. Es una empresa de Lucchini y la situación últimamente no es para nada simple porque las Acererías Lucchini fueron intervenidas, porque están en quiebra; en esta situación están casi 5.000 personas. También éste es un regalo del capitalismo: una ulterior demostración que el capitalismo bueno no existe. 

 

9) ¿Como nació el grupo musical “Animali Domestici”? 

El grupo musical "Animali Domestici" nació al principio de 2012. Siempre tuve esta pasión y después de frecuentar un curso de percusión con el maestro senegalés Ismaila Mbaye, decidí involucrar algunos amigos míos. Giulio Passarini (el primero con quien hablé y pensé en este grupo) toca la guitarra eléctrica, Patrizio Santi toca la guitarra acústica y eléctrica, el Cacio toca el bajo eléctrico, Christian Spinelli toca la batería y Egizia Marchetti toca la guitarra jazz (cuando no nos deja temporalmente para ir a buscar suerte por el mundo). Digamos que pude realizar un sueño de mi vida: poder cantar sobre una tarima. 

 

10) ¿De dónde viene la exigencia de cantar una canción sobre los Cinco? 

Un día de junio de 2014, en la playa de Follonica, estaba pensando en la causa de los Cinco y escribí en el papel lo que tenía en mi mente y hablé del asunto a Maurizio. Lo hice para contar la historia de estos 5 hombres a más personas. Llevar esta historia a los lugares dónde tocamos es un modo de dar a conocer esta injusticia. Además, en los lugares dónde tocamos no falta nunca la bandera palestina. Permíteme enviar un breve pero cálido mensaje de solidaridad a la población de la Franja de Gaza, sometida a este exterminio, a este genocidio, a esta limpieza étnica llevada a la práctica por el gobierno sionista de Israel. 

 

11) ¿Quieres mandar un mensaje a los Cinco y a Cuba? 

Ésta es la pregunta más difícil que pudiste hacerme. A los Cinco puedo transmitir, según mi pequeño espacio, la solidaridad fuerte de un movimiento internacional que no abandonará nunca esta causa, hasta que todos los Cinco no puedan abrazar a sus madres, a sus mujeres o a sus hijos.  Conocí muchas delegaciones en Holguín y en Londres: puedo decir que la voz de la solidaridad no se parará nunca. Estamos con ustedes y sabemos que ustedes lo saben, que perciben esta fuerza que abrirá las puertas de su libertad. Al gobierno cubano y al pueblo cubano pido humildemente que perpetúen este camino, para seguir dando una esperanza al resto del mundo que todavía cree que existe un futuro mejor, solidario, dónde la justicia social pueda triunfar. 

 

Concluyo contestando a tu pregunta sobre mis raíces de izquierda. Mi padre fue un obrero siderúrgico inscrito en el Partido Comunista Italiano, que pasaba las vacaciones haciendo trabajo social por el partido, mientras mi madre fue ama de casa. Un día, cuando era pequeño, le pregunté a mi padre: “¿por qué votas por el Partido Comunista?” y me contestó "porque está con los más débiles, no está con los patrones y por qué dice que todos tienen que ser tratados a la misma manera". Estas palabras las escuché a los 12 años, fue la primera enseñanza de mis padres. 

En todo caso, empecé tarde a interesarme en la política y si hoy logré realizar lo poco que hice, se lo debo sobre todo a mi mujer Milena, mi guía política, mi inseparable alma gemela.

 

Mando un abrazo fuerte y agradezco a Gianluca y a todos los participantes de la Coordinación y concluyo la conversación publicando el texto de la canción: Cinco Héroes 

 

Hay una tierra en el Caribe con sabor a libertad 

Cinco hombres que defienden la historia que será 

partieron con ánimo, partieron con coraje

con la estrella roja en el corazón para defender el honor. 

 

De la Patria de Fidel, de Camilo y Raúl 

Hasta siempre Comandante y el puño siempre arriba  

Hay un hostil terrorista, no nos pierde nunca de vista 

un hotel han bombardeado y a Di Celmo han matado 

 

Han decidido y han ido, a Miami infiltrados 

Para derrotar al enemigo, yo compañero te lo digo 

Nosotros todos juntos no debemos nunca tener remordimiento 

Para gritar en alta voz, contra aquel enemigo hostil y atroz. 

 

Libertad para los Cinco 

Libertad para los Cinco 

Libertad para los Cinco 

Un dos tres cuatro Cinco héroes 

 

Un proceso un poco sumario, escribieron sobre un diario 

testigos improvisados por la acusación adoctrinados  

han sido condenados y luego después encarcelados 

para el yanqui americano, por los Cinco levanta la mano. 

 

Dos de ellos están de vuelta para abrazar la familia 

los otros siempre están enjaulados, este no nos asombra 

la justicia americana parece una tortuga 

esto no vale por Carriles, él no tiene que ir en fuga. 

 

Solidaridad mundial, no vino nunca menos 

libertad para los Cinco para siempre nosotros pediremos 

Para Antonio, para Gerardo, para Ramón y las familias 

gritaremos con Renè con Fernando y con las hijas: 

 

Libertad para los Cinco 

Libertad para los Cinco 

Libertad para los Cinco 

Un dos tres cuatro Cinco héroes 

 

*columnista de Cubainformación

link del video de la canción en Youtube

10/09/2014 20:38 Ida Garberi Enlace permanente. Los Cinco cubanos No hay comentarios. Comentar.

Los Cinco cubanos: debemos traerlos de vuelta

20140214014141-tonycelia1.jpg

Ida Garberi*

 

“Me parece haber amado con fuerza de Cinco cubriendo el encanto, el amor a cada segundo, en cada instante. Feliz he sido solo con amor, cuando encuentre algo digno de glorificar ha habido fiesta en mi corazón y en mi alma toda. Soy devota y apasionada, fiel hasta las raíces pues el verdadero amor no vive bajo la infidelidad.

Al mundo vine llena de amor y fuerzas, me iré con lo que vine multiplicada, y glorificando a la vida y al hombre”.

Celia Hart Santamaría

 

 

Había decidido hacer una entrevista a Antonio Guerrero sobre el 14 de febrero para recordar su enorme amistad con mi hermana del alma, Celia Hart Santamaría, pero hechos, que no hace falta nombrar, pusieron difícil el asunto. Entonces, para escribir, en este día del amor y de la amistad, decidí “robarle a Celia” palabras maravillosas que nos dejó… que yo suscribo totalmente, como cuando nos recordó que para traer a los Cinco de vuelta (como piensan muchos equivocados) no bastan sus fotos en las tiendas. Y seguía diciendo Celia que no le gustaba cuando “les dieron a los Cinco tantos títulos honorarios como si estuvieran muertos. ¡Vivos están, y muy vivos, más vivos que nadie!”.

Estar “ligada a los Cinco por un lazo que aunque me empeño, no puedo disolver” significa a veces llorar, “y creo que nos toque todavía llorar mucho, con esta mezcla de indignación, pudor y compromiso, porque la verdadera felicidad es esa: dar más que recibir.” “Es que a veces la ira, la rabia y la indignación me ganan el corazón por la bella Tierra violada (Cuba), a la justicia, a la piedad embargadas a mis Cinco hermanos sin tener el derecho de ver florecer esos mismos flamboyanes de mi avenida” en La Habana. Puedo repetir como Celia que “estoy llena de proyectos, muy pretenciosos, algo así como apresurarse a adecentar la Tierra para cuando salgan libres puedan respirar más a gusto y recuperar en segundos los años que les han robado a la humanidad castrándola de vuestra presencia”.

Sí, porque a veces cuando la vida me sofoca, para seguir adelante, “lo único que necesito es revisar tus mensajes, descubrir una vez más tu ganas de vivir, me demuestra que... ¡nosotros somos más presos que ustedes!”. Y después de estas lindas palabras de Celia, que son las mías también, es difícil agregar algo más, si no que el 14 de febrero de 2010 se presentó en la Feria del Libro de La Habana, el ejemplar “Les debo verlos libres” que recoge las cartas de Celia y los Cinco, que en su mayoría son intercambios hermosos con Antonio Guerrero.

Se preguntarán por qué recordarlo hoy: es que estamos en el 2014 y todavía Tony, Ramón y Gerardo siguen atrás de una reja, y René y dentro de poco Fernando, serán los únicos que regresaron tras haber cumplido TODA su condena.

Entonces, tenemos que mejorar la lucha solidaria para que nuestros gritos lleguen a los oídos de Obama, el hombre que con una firma puede borrar estas condenas absurdas e ilegales. “Estamos en guerra. Si no estuviéramos en guerra, no tendríamos a Cinco cubanos presos con la pueril palabrita de terroristas. Ellos saldrán liberados cuando dentro sean más peligrosos que afuera. Como sucedió con Fidel en la Isla de Pinos. Era mejor fuera que adentro. No fue piedad. El enemigo nunca tiene piedad”.

Y para cerrar este canto de amor, en el mismo día del amor y de la amistad, voy a dejar que el mismo Tony nos llene los corazones con sus palabras, como solo él saber hacerlo…

“HASTA DONDE MI AMOR

 

Hasta donde mi amor es mi mano en la tuya,

mi esquela de dos lineas, mi regalo sencillo.

Hasta donde mi amor sabe lo que es ternura

y entre ramas del tiempo hacer un fuerte nido.

 

Hasta donde mi amor es un verso en la bruma,

una paloma errante volando los caminos.

Hasta donde mi amor es esa fuerza pura

que despierta la esencia del calor y del frio.

 

Hasta donde mi amor, que unifica y expande,

‘no es amor de uno solo, sino un alma de todos’.

Hasta donde mi amor se parece a la sangre,

a la estrella sin nombre, al mundo que conozco.

Hasta donde mi amor es como un largo viaje,

la eternidad de un beso, ardiente y victorioso.

 

Un abrazo inmenso, para ti, para todos. 

Tony".

 

 

*columnista de Cubainformación

** todas las frases entre comillas fueron tomadas del libro: “Les debo verlos libres” de Celia Hart Santamaría

13/02/2014 19:38 Ida Garberi Enlace permanente. Los Cinco cubanos No hay comentarios. Comentar.

Los Cinco cubanos: cinco corazones que laten al mismo ritmo que el mío

20130911220427-dsc01720.jpg

 

Ida Garberi* 

 

A Celia Hart Santamaría, desaparecida físicamente hace 5 años, el 7 de septiembre de 2008, que dijo de los Cinco cubanos: entre ellos y nosotros, hagamos imposible su presencia en esas cárceles, porque ellos son nuestro Moncada. 

 

Los Cinco cubanos son para mí una razón de vida, un caso que es totalmente parte de mi lucha cotidiana y que se convirtió aún más en una bocanada de aire fresco, el manantial de mi pensamiento, sobretodo después que pude abrazar a René González, cuando volvió a Cuba.  

 

La primera vez fue en el patio de Prensa Latina, dónde yo trabajo como editora del sito web en italiano: no sé cómo describir a un héroe, a un paradigma... solo logré abrazarlo, con un nudo a la garganta, creyendo vivir un sueño.

 

Es que, sin querer molestar a nadie, el núcleo familiar de Olga y René para mí representa una familia adicional, porque no pudiera olvidar nunca las palabras que Olga Salanueva, la esposa de René, me susurró el día que estaban enterrando a mi madre. Cómo no podría olvidar las palabras que me dijo Adriana Pérez, esposa de otro de los Cinco, Gerardo Hernández, cuando me invitó a comer una Navidad, después de que mi padre murió. Son momentos fundamentales en la existencia de cualquier persona… ¿cómo olvidarse de mujeres así, probadas por la vida, y al mismo tiempo tan fuertes, que no se han olvidado de mí, en momentos definitivos de una pobre trabajadora de la prensa al servicio de la causa? Porque ellas saben lo que significa compartir en las buenas y en las malas, los sentimientos más profundos.

 

El sufrimiento acerca a todas las almas.  

 

La segunda vez que pude abrazar a René fue en el encuentro de la Blogosfera Cuba, en el Centro Martin Luther King Jr., a principios de julio de este año. El momento para mí fue muy importante, tuve la suerte de participar en una cita con más o menos 50 jóvenes cubanos de casi todas las provincias del país, para compartir muchas opiniones sobre Cuba, todo por una visión mejor, desde abajo y en representación del pueblo.

 

No tenemos recetas prefabricadas, como todas las personas inteligentes, mas que soluciones nos formulamos preguntas, que creo poder resumir en las mismas que Raúl Garcés Corra manifestó en el congreso de la Unión de Periodistas de Cuba, el 13 de julio de 2013, cuando dijo: "¿cómo haremos para comunicarnos eficientemente? ¿Cómo les daremos sentido a la comunicación y la convertiremos en hechos qué se toquen, historias que se vivan y caminos que se puedan intuir? Lo mejor de estas preguntas es que hoy sabemos que no existen respuestas únicas y cerradas." 

 

René, nos recordó que las redes sociales y la blogosfera son trincheras dónde tenemos que literalmente secuestrar el espacio que el imperialismo nos ocupó, quebrantando todas las leyes.

 

Recordó que presentaron en ridículo al presidente boliviano Evo Morales, cuando -mientras lo acusaban de transportar al exanalista de la CIA Edward Snowden- no le permitieron aterrizar en cinco países europeos, poniendo en peligro su vida.

 

"Quisieron demostrar una vez más que tienen el poder económico y planetario", sentenció René. "Como usuario de la blogosfera, me di cuenta que repiten en centenares de blogs el mismo discurso hegemónico, mientras nosotros sabemos que ya el tiempo de los eslóganes vacíos y repetitivos se acabó”.

 

“Hoy es todo más complicado, no podemos catalogar sencillamente como enemigo a una persona que es crítica, no es necesariamente un antagonista, más bien, la discusión entre revolucionarios es fundamental, siempre que exista respeto y educación".

 

"Hay muchas personas que se han ido de este país pensando un concepto y luego el imperio mismo les ha hecho entender muchas cosas: aquí sentado a mi lado hay un ejemplo, el periodista Edmundo García".

 

"Hace falta permitir que la gente hable y contestarle con educación, pero con firmeza. Yo no conozco mucho sobre internet, pero en octubre quiero centrarme en esta lucha mediática, para liberar a mis cuatro hermanos  todavía prisioneros políticos del imperio: hasta que no seamos todos libres, tampoco yo lo seré completamente”.

 

“Quiero hacer mi blog, espero que todo ustedes puedan ayudarme, yo no tengo experiencia, quiero decir, no mucha… mientras estuve en libertad supervisada en Miami fui secretamente administrador de un blog, pero esta es otra historia, espero que un día se pueda contar". 

 

René se mostró satisfecho de ver en la asamblea a muchos jóvenes, el futuro de la Revolución, y los incitó a dialogar con otros jóvenes que a lo mejor se perdieron en el mensaje, no por su culpa, sino por ser guiados mal o porque son inmaduros. "No tenemos que tener nunca miedo de las críticas, nuestro ser revolucionario nos permite afrontar cualquier propuesta de diálogo, sin censura. Tenemos que recordarnos cuánta censura tenemos que soportar en el imperio, sobretodo en nuestro caso, está prohibido hablar de los Cinco en los grandes medios de comunicación capitalistas: si estamos combatiendo con todas las fuerzas esta censura en los EE.UU., aquí en Cuba tenemos que lograr que no exista absolutamente".

 

"Les doy las gracias por su trabajo en favor de los Cinco, les repito que tenemos que luchar para alcanzar el corazón del pueblo estadounidense, los académicos, los estudiantes, que no saben nada del caso y esto se consigue con pasión, lealtad, originalidad, la realidad vivida, porque los eslóganes prefabricados sólo alejan a la gente." 

 

Esta conversación de René se concluyó con dos preguntas del público: la primera, cuando le preguntaron si tenía nostalgia de la vida del René cuando no era héroe, él contestó que no se acostumbra todavía a ser una celebridad y le parece extraño no poder caminar más que dos cuadras sin que algún cubano o cubana lo abrace.

 

"Es muy lindo, le doy las gracias al pueblo por todo esto, pero todavía me siento incomodo, me hace sentir extraño." 

 

La segunda pregunta surgió espontáneamente, después de esta declaración: ¿qué es ser un héroe para René? 

 

"Cuba está llena de héroes, para mí, mi padre fue un gran héroe. Yo no hice nada especial, sólo cumplí con mi deber, me tocó esta misión y la llevé a cabo. Existen millares de cubanos que cumplieron deberes duros, mucho más difíciles que el nuestro, no los han descubierto y por tanto nadie los conoce. A nosotros sólo nos tocó una suerte diferente, nada más”. 

 

Bueno, ante la sencillez de René, típica de quien es realmente un gran hombre, puedo sólo recordar que este 12 de septiembre de 2013 se cumplen 15 años del secuestro de la vida de los Cinco cubanos, culpables de luchar realmente contra el terrorismo, prisioneros políticos de un sistema dictatorial imperialista, que apoya no sólo a convenientes terroristas asesinos, como Posada Carriles, sino también los financia.

 

Contestamos al mensaje que René nos envió, demostrando que todos queremos la vuelta a casa de los Cinco, mandamos un mensaje contundente al pueblo estadounidense, poniendo una cinta amarilla en nuestros vestidos, en nuestras ventanas o como canta la canción "Tie a ribbon’ round the old oak tree", alrededor del roble de nuestra vida.

 

*columnista de Cubainformación

Etiquetas: , , , , ,

11/09/2013 16:04 Ida Garberi Enlace permanente. Los Cinco cubanos No hay comentarios. Comentar.


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris